Familia Bateyera

84 MÁS 105: 189 MANERAS PARA AGRADECER A DIOS

Los 84 años de vida de mi santa madre y los 105 años de vida de mi padre, son razones más que suficientes para agradecer, por lo menos 189 veces, la infinita bondad que Dios ha tenido con ellos.

Llegar a esas privilegiadas edades y mantener esa coherencia mental, es una gracia, dada por el sumo creador a determinados mortales.

Aquí mostramos unos fragmentos de las palabras de Manuel María Diloné a sus 105, por la emoción y sin querer el vídeo lo interrumpimos durante la grabación, por tanto podremos los dos trozos que completan sus palabras.

Ahora, escuchamos a mi madre, que como muy buena oradora hace galas de su forma expresiva y de la manera en que comunica sus ideas.

Gracias a todos los que de una u otra forma, nos han acompañado en este largo viaje de la vida, felicidades para mis amados y queridos viejos.

SALUD Y LAAARRRRGA VIDA.

Deja un comentario