Mundiales

¿Qué sucedió con los allegados a Donald Trump y qué podría suceder ahora?

Paul Manafort y Michael Cohen CreditAl Drago para The New York Times, Andres Kudacki para The New York Times
 

Michael Cohen, su exabogado y persona de confianza, se declaró culpable de violar las leyes de financiamiento de campaña y de otros cargos, al admitir que hizo pagos a dos mujeres “por instrucción” de Trump para comprar su silencio sobre amoríos que dijeron haber tenido con el ahora presidente.

Minutos después, el exdirigente de la campaña presidencial de Trump, Paul Manafort, fue condenado por fraude financiero. Los fiscales a cargo del caso, parte del equipo del procurador especial Robert Mueller, dijeron que Manafort intentó esconder millones de dólares en cuentas en el extranjero para evadir impuestos y que les mintió a los bancos para conseguir préstamos millonarios.

¿Qué sucede ahora? Esto es lo que los temas judiciales significan para Cohen, para Manafort y para Trump.

 

El caso contra Manafort

Su juicio, en Virginia, fue el primero de dos casos penales en contra del exjefe de campaña de Trump. Fue condenado por fraude fiscal, fraude bancario y por no revelar una cuenta bancaria en el extranjero. Para los otros diez cargos el jurado no pudo ponerse de acuerdo; los fiscales podrían volver a presentar las acusaciones en lo que se determina un veredicto.

Aún no queda claro cuándo se especificará su sentencia; la condena máxima para el delito más grave es treinta años de prisión. Es posible que busque reducir este tiempo al cooperar con el procurador especial.

Manafort fue el dirigente de la campaña de Trump. CreditAl Drago para The New York Times
 

El segundo juicio de Manafort será en septiembre, en Washington, por cargos como obstrucción de la justicia, no registrarse como agente que ayuda a alguien del extranjero y conspiración por lavado de dinero.

Pero ¿podría recibir un perdón de Trump?

Sí. El presidente estadounidense tiene el poder legal para otorgar un perdón por delitos federales.

Aunque algunos expertos legales dicen que eso aumentaría el riesgo de que el mismo Trump sea acusado de obstruir la justicia. También se podría argumentar que el abuso del poder de perdón es base para un juicio político.

El caso contra Cohen

Procuradores federales en Manhattan han estudiado durante meses los negocios personales de Cohen y su gestión de pagos a mujeres relacionadas con Trump.

El martes, Cohen se declaró culpable de romper las leyes electorales, así como de evasión fiscal y fraude bancario. Al hacerlo, admitió que arregló pagos para Stephanie Clifford, actriz de la industria del entretenimiento adulto mejor conocida como Stormy Daniels, y a Karen McDougal, exmodelo de Playboy.

En ambos casos, Cohen aseguró que el pago fue hecho por órdenes del presidente para intentar blindarlo de revelaciones que pudieran haber sido problemáticas para la campaña.

Cohen a la salida de su oficina camino a los tribunales en Nueva York, el martesCreditAndres Kudacki para The New York Times
 

La condena de Cohen será anunciada el 12 de diciembre; enfrenta hasta 65 años de prisión por los ocho cargos, aunque hizo un acuerdo con la fiscalía que podría resultar en una sentencia menor.

Y, ¿Trump también puede otorgarle un perdón?

Dado que Cohen —como Manafort— fue condenado por delitos federales, sí es posible.

¿Los casos tienen que ver con la investigación del procurador especial Mueller?

Trump ha calificado desde hace meses como una cacería de brujas a la investigación de intervención electoral y ha condenado las pesquisas en contra de personas cercanas a su campaña.

La condena de Manafort sí representa una victoria para el procurador Mueller, aunque sea solo porque socava algunos de los argumentos que Trump usó para desacreditar la pesquisa.

Incluso algunos partidarios del presidente reconocen de manera privada que los reveses legales de los allegados de Trump podrían dividir a los republicanos que están en el Congreso, lo que posiblemente exponga a Trump a una solicitud de juicio político.

Además, ahora tanto Manafort como Cohen tienen incentivos para cooperar con los procuradores, según John Carlin, exfiscal federal que también fue jefe de personal de Mueller cuando este era director del FBI.

¿Qué será de la demanda presentada por Stormy Daniels?

Daniels había iniciado acciones legales en contra de Trump tras acusarlo de romper un acuerdo de confidencialidad sobre su amorío. El abogado de Daniels, Michael Avenatti, busca que Trump se presente a declarar.

La demanda estaba pendiente, pues un juez pidió esperar a que se resolviera el caso contra Cohen. El martes, Avenatti escribió en Twitter que ahora podría forzar a Trump a testificar “sobre qué sabía, cuándo lo supo y qué hizo al respecto”.

¿El presidente estadounidense puede enfrentar cargos?

Donald Trump aborda el avión presidencial Air Force One en Maryland, el martes.CreditGabriella Demczuk para The New York Times
 

Si Mueller cree que tiene evidencia suficiente para presentar acusaciones contra Trump, puede pedirle a un gran jurado que lo impute. Sin embargo, para ello necesitaría el visto bueno de Rod Rosenstein, el subprocurador federal que supervisa la investigación.

Hay otras opciones en caso de que Mueller sí encuentre evidencia de alguna fechoría. Puede, por ejemplo, escribir un reporte que el Congreso podría utilizar para empezar un proceso de juicio político, o impeachment. Y Trump podría enfrentar los cargos ya que deje la Casa Blanca.

La Constitución de Estados Unidos dice que un presidente puede ser retirado del cargo por “traición, sobornos u otros delitos graves y fechorías”; al ser términos abarcadores queda prácticamente en manos del Congreso definir qué delitos son esos.

Un posible proceso empezaría con audiencias en la comisión de la judicatura de la Cámara de Representantes y luego un voto para que el tema sea llevado al pleno. La manera en la que este proceso se desarrolle dependerá entonces de qué partido controle el Congreso en enero, después de las elecciones intermedias de noviembre.

 

Deja un comentario