LABORATORIO DE LOS PROCESOS QUÍMICOS DEL INGENIO BARAHONA

Por favor comparte esta publicación en tus redes sociales

Por: Carlos Manuel Diloné

CÁPSULA DE HISTORIA

Para los Bateyeros, el Laboratorio del Ingenio Barahona constituye una imagen obligada, pues es la panorámica que se observa inmediatamente al descender el puente, que atraviesa las líneas férreas, que nos conduce a las instalaciones fabriles.

“Cuando en 1889 Guilford L. Spencer escribió la primera edición de su histórico Manual de Fabricantes de Azúcar de Caña, pocos Ingenios contrataban Químicos y poco se había escrito sobre esta rama de la Industria Azucarera. La creciente complejidad de la fabricación obligó a la elaboración del control técnico y químico, por lo que a inicios del siglo XX propuso un primer sistema de Contabilidad Azucarera, estableciendo la Fórmula Fundamental del Molino (FFM): CAÑA + AGUA = JUGO + BAGAZO”.

El Laboratorio del Ingenio es una especie de Auditor de la Fábrica, es allí donde se está atento a cuanto resultado analítico refleje anomalías en el proceso, para inmediatamente alertar al responsable operativo y si fuere necesario visitar el área.

Pues bien, el ingenio Barahona inició la construcción del local donde funciona el Laboratorio, a principios del mes de Octubre de 1921, concluyendo su construcción probablemente en enero de 1922.

Aquí estamos mostrando una serie de fotografías, que van desde el inicio de la construcción, donde se divisan claramente las charranchas iniciales hasta la construcción finalizada.

 

 

Por favor comparte esta publicación en tus redes sociales

Deja un comentario

Translate »